Vesícula contraída. Causas, síntomas y tratamientos – Todo lo que necesitas saber.

Vesícula contraída.

Saludo cordial internauta y bienvenido al blog de salud digestiva, en el vamos direco al tema correspondiente a la vesícula contraida, previo a ello, definamos a la viscera biliar, es un pequeño órgano situado en la parte superior derecha del abdomen, justo debajo y pegado a la cara inferior del hígado.

Su función principal es almacenar, concentrar la bilis, un líquido digestivo amarillento verdoso producido por la glándula hepática. Cuando comemos, se tiene una vesícula contraida por liberar la bilis en el intestino delgado y ayudar a digerir las grasas de la alimentación. Sin embargo, en algunos casos, la viscera biliar puede contraerse indebidamente, provocando una serie de indicios y complicaciones.

En este artículo, «escrito por personas, para personas» hablaremos de los motivos, manifestaciones y terapias para la vesícula contraída. Con la nueva información para tu desarrollo personalse logra mantener una actitud proactiva frente a las molestias digestivas y evitar la autovaloración y la automedicación, lo que hacen es retardar la atención médica de su preferencia, ya sea por la red sanitaria pública o privada y disminuir las graves complicaciones digestivas.

Vesícula contraída. Causas. 

Existen varios factores que pueden motivar una contracción biliar sostenida. Las razones más frecuentes son:

  • Los cálculos biliares: los litos biliares son masas duras, parecidas a piedras, que se forman en la viscera biliar. Son la primera razón que consiguen obstruir el conducto biliar, provocando la inflamación y contracción biliar.
  • Infección: las infecciones de la vesícula, como la colecistitis aguda, pueden provocar la contracción vesicular sostenida.
  • Inflamación crónica: la irritación crónica de la viscera biliar puede provocar su contracción con el paso del tiempo.
  • Mal funcionamiento de los músculos: a veces, los músculos de la vesícula pueden funcionar mal, provocando su contracción.

Vesícula Contraída. Causas, Síntomas Y Tratamientos - Todo Lo Que Necesitas Saber.

Síntomas

 

Las manifestaciones de la vesícula contraída pueden variar de una persona a otra. Algunos molestias frecuentes son en todos:

  • Dolor en la parte superior derecha del abdomen: este dolor puede ser intermitente o constante y puede ser de leve a intenso.
  • Náuseas y vómitos: pueden producirse náuseas y vómitos como consecuencia de la contracción para que expulse la bilis y está retroceda (refluya) por el vómito hacia el estómago dilatado por la mala digestión.
  • Ictericia: puede producirse la coloración amarillenta a nivel de la piel, escleras de los ojos acompañado de prurito (comezón) intenso si la vesícula por presión obstruye el conducto biliar llamado colédoco, provocando una acumulación de bilirrubina en la sangre.
  • Fiebre y escalofríos: si la vesícula provoca una infección, pueden aparecer fiebre y escalofríos.

Vesícula Contraída. Causas, Síntomas Y Tratamientos - Todo Lo Que Necesitas Saber.

Diagnóstico diferencial

El intenso dolor abdominal por la dilatación vesicular suele hacer confundir con un cuadro raro de enfermedad que se debe tener presente y es la vesícula biliar de paredes finas alitiásica, con toda su variedad de molestias a ser consideradas para la diferenciación en la diagnosis.

Tratamientos

La terapia de la viscera biliar contraída depende de la causa y la gravedad de la afección. Algunos procedimientos frecuentes son:

  • Cirugía: si la motivo de la viscera biliar contraída son los cálculos biliares, puede ser necesaria una intervención quirúrgica para extraer la vesícula.
  • Antibióticos: si la causa del compromiso vesicular es una infección, requiere recetarse antibióticos.
  • Medicamentos para el dolor: pueden recetarse analgésicos para ayudar a controlar el dolor asociado a la viscera biliar contraída.
  • Cambios en la dieta: hacer cambios en la dieta, como evitar los alimentos grasos y picantes, puede ayudar a aliviar los molestias de la viscera biliar contraída.

Prevención

Aunque no sea posible prevenir todos los casos de viscera biliar contraída, puedes hacer algunas cosas importantes e indispensables para reducir el riesgo de padecer esta enfermedad. Entre ellas se incluyen:

  • Mantener un peso saludable: el sobrepeso o la obesidad pueden aumentar el riesgo de desarrollar cálculos biliares, que además dar lugar a un proceso llamado viscera biliar contraída persistente.
  • Dieta saludable: seguir una dieta rica en fibra dietética, frutas y verduras frescas ayudan a prevenir los cálculos biliares y de una posible contracción biliar.
  • Hacer ejercicio con regularidad: el ejercicio constante de 45 a 60 minutos por 3 a 4 días por semana ayuda a prevenir un sinnúmero de padecimientos entre ellos, reducir el riesgo de desarrollar cálculos biliares y padecer de una vesícula contraída.

Vesícula Contraída. Causas, Síntomas Y Tratamientos - Todo Lo Que Necesitas Saber.

Conclusión

En síntesis, una viscera biliar contraída puede causar una serie de manifestaciones y complicaciones. Si tienes sígnos de viscera biliar contraída, es importante que acudas al médico de confianza de la ciudad para que te haga un diagnóstico preciso y te dé la terapéutica adecuada.

Si cambias tu estilo de vida y la combierte un una folisofia  de vida y sigues las recomendaciones de tu médico de la reed pública o privada, puedes reducir el riesgo de desarrollar una vesícula contraída y prevenir las complicaciones graves asociadas a esta enfermedad.

Dr Jorge Delgado Cirujano. Salud Digestiva. 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Scroll al inicio
Este sitio Web utiliza cookies.    Más información
Privacidad